domingo, 13 de marzo de 2016

Bellísimo Pie de Duraznos y Frambuesas

Me encantan los duraznos. Me encaaaaaaaaaaaantan. Consecuentemente, he puesto varias recetas con duraznos en este blog, las cuales, desafortunadamente, han pasado completamente inadvertidas por todo el mundo. Una de esas recetas es la de un fantabuloso postre de verano, llamado Durazno Melba, que es un postre tan bellísimo como delicioso. Consiste en duraznos pochados en un almíbar de vainilla, servidos con una salsa de frambuesas y helado de vainilla coronado con almendras tostadas. Es una maravilla. Fresco, dulce, ácido, cremoso, crocante, simple, una belleza. (ACÁ el link a esa receta por si les interesa)

Pero bueno, traigo este postre a colación hoy porque su combinación de sabores es una de mis favoritas en la vida: duraznos y frambuesas. Es de esas mezclas que no fallan, como manzana y canela, o caramelo con sal, o plátano y nuez. O chocolate con cualquier cosa. En fin, duraznos y frambuesas son una pareja celestial, una explosión veraniega en el paladar.


Por ello, cuando me encontré con estas dos frutas en mi refri, combinarlas en una sola confección fue la decisión obvia. La confección escogida: pie. Pero pie delicioso, de masa hojaldrada, crocante y dorada. Y en estas condiciones, no es de sorprender que el resultado haya sido tan maravilloso. En verdad, uno de los mejores pies que mis manos de artesana jamás hayan confeccionado. (Y eso que he hecho pies deliciosos anteriormente). Amigos todos, he lo aquí, un bellísimo Pie de Duraznos y Frambuesas.




Pues bien, partamos por hablar de la naturaleza jurídica de este pie. Este pie vendría a ser un pie al estilo gringo, en el sentido de que consiste en masa de tipo hojaldrada con un relleno de frutas frescas. Esto en contraposición a los pies chilenos que tienden a ser masa de tipo tarta, con un relleno de crema de algo, tipo pie de limón.


Aclarado lo anterior, hablemos de la masa. Hace algún tiempo descubrí en un libro exclusivamente de pies ("Pie it Forward") una masa sencillamente sencional. La gracia es que es una masa de hoja simplificada, pues sucede que preparar masa de hoja real es un proceso laaaaaaargo, tedioso, una obra de amor, dedicación y paciencia. La receta de masa de hoy trata de emular dicha masa, pero con una preparación más simple, de modo de que obtiene una masa crujiente, laminada, sabrosa, pero sin el tedio de tener que hacer una masa de hoja real.


La receta para esta masa ya la había compartido yo cuando puse acá la receta del Pie de Manza 2.0, otro pie que también les recomiendo altamente, por cierto. En esa publicación, hay un regio tutorial fotográfico paso a paso de cómo hacer la masa, así es que los redirijo a dicho post para aprender a hacerla (link ACÁ). Aquí hay un resumen fotográfico:


Estiramos la mitad de la masa y la ponemos en un molde de pie. Luego, cubrimos la base de dicho pie con una mezcla de azúcar y harina, en proporción de 1:1. La gracia de esto es que ello va a prevenir que la masa absorba todo el jugo, asegurándonos así tener una masa firme y crocante.


El relleno es muy sencillo. Duraznos nectarines pelados y picados, y frambuesas frescas. A eso le agregamos un poco de azúcar, jugo de medio limón para resaltar la frescura de ambas frutas, un poco de canela porque le va bien al durazno, y el ingrediente secreto: maizena. La maizena tiene el gran rol de ser el aglutinante de los jugos de la fruta. Como es de esperar, una vez que entre al horno el pie, la fruta empezará a soltar todos sus jugos deliciosos. La maizena va a formar esos jugos en una salsa espesa, de forma tal de que el pie tenga consistencia.


La cubierta es la otra mitad de la masa, la cual estiramos y cortamos en tiras del ancho que deseen. Esas las vamos intercalando arriba del pie, para formar una cubierta así de bella.


Pincelamos con huevo, espolvoreamos con azúcar, y al horno.


Lo que sale, es esta belleza. Es tan taaaaaaaaaaaaaaaaan rico que yo la use de reemplazo para una torta de cumpleaños, y cumplió con creces las expectativas de todos, incluso del cumpleañero.


Pie de Duraznos y Frambuesas


Para la Masa de Hojaldre Simplificado ("Quick Puff Pastry")

Receta adaptada de: Pie it Forward
Rinde: para un pie cubierto (como éste) o para dos pies descubiertos (donde solo la base lleve masa)
Revisar tutorial: ACÁ

2 tazas de harina
1/2 cdita de sal
250 grs de mantequilla, picada en pedazos pequeños, fría.
1/2 taza de agua helada

En un bowl grande combinar harina, sal y la mantequilla. "Cortar la mantequilla en la harina". Esto significa reducir el tamaño de los pedazos de mantequilla mezclándolos al mismo tiempo con la harina. Yo lo hago con un mezclador de masas (la compré hace tiempo en un Homecenter creo), pero si no cuentan con el pueden hacerlo con dos cuchillos, y literalmente, cortar la mantequilla. O bien, pueden ir con sus dedos masajeando los pedazos de mantequilla hasta que se vuelvan más pequeños. La mantequilla debe quedar con un tamaño similar a avena, aunque no es de preocuparse si hay pedazos más grandes.

Agregar el agua. Mezclar con una cuchara de palo. La idea no es revolver ni amasar la masa, sino que compactarla un poco. Tranquilos. No va a quedar una masa bien formada, sino una suerte de amasijo heterogéneo.

Volcar este amasijo en la superficie de trabajo y con las manos tratar de unirlo. Ojo! Es sin amasarlo. Lo único que trataremos de hacer es de compactarlo todo en un rectángulo. Luego, lo usleareamos hasta que quede de 1 - 1,5 cms de grosor. No se preocupen. Habrán pedazos que se separaran y migas por todas partes.

Doblamos uno de los lados cortos de la masa para el centro. De nuevo, nada de esto será prolijo. Luego el otro lado. Será como un libro, donde ambos lados cortos están para adentro.

Giramos la masa en 90 grados, de modo de que el lado largo nos quede de frente y estiramos de nuevo. Doblamos los lados cortos de nuevo para adentro. Poco a poco va tomando forma.

Luego estiramos de nuevo. Y repetimos los dobleces.

En total hay que hacer 4 dobleces. Ya para el último la masa estará bien compacta y será fácil de manejar. Una vez terminado el último doblez, la cortamos por la mitad y la refrigeramos hasta su uso.


Para el Relleno de Duraznos y Frambuesas

Receta adaptada de: Smitten Kitchen
Rinde: para 1 pie

6 duraznos nectarines grandes, maduros
1 taza de frambuesas
1/4 taza de azúcar
1/4 taza de azúcar granulada
1 cucharadita de canela en polvo
3 cucharadas de maizena

Pelar los duraznos y picarlos en tajadas de no más de 3 cms de grosor. Mezclar con las frambuesas, y añadir los demás ingredientes.

Utilizar de inmediato

Armar el pie

1 cucharada de harina
1 cucharad de azúcar
1 huevo
Azúcar para espolvorear

Estirar una mitad de la masa y cubrir con ello el molde de pie. Dejar harto borde. Congelar hasta su uso.

Estirar la otra mitad de la masa y cortar franjas de masa, de grosor similar. Refrigerar hasta su uso

Sacar el pie del freezer. Mezclar la cucharada de azúcar con la cucharada de harina y poner en el molde del pie. Esparcir por toda la base. Verter el relleno.

Sacar las franjas de masa del refrigerador. Armar un entrrejado con ellas.

Batir el huevo con una cucharada de agua. Pincelar con esta mezcla superficie del pie. Espolvorear con azúcar.

Hornear en un horno precalentado a 180ºC, por 50 mintos apróximadamente o hasta que la masa esté dorada y la fruta burbujeante abajo.

4 comentarios:

  1. Hola Magdalena,
    Te cuento que estoy en la pega pero me tomé 5 minutillos para decirte que acabo de conocerte y seguiré tu blog por siempre!!! Me encantó, y también tu forma de escribir. Te has ganado una seguidora :)
    Un abrazo
    Dee Dee

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Dee Dee! Enhorabuena por la nueva seguidora :) :) :D

      Qué bueno que te haya gustado el blog :) ánimo con la pegaaaaaaaaaaaaaa

      Eliminar
  2. Sigo tu blog hace mmm no sé, mucho tiempo. Si bien había tomado algunos tips o "buenas ideas" o "ideas geniales", nunca había seguido una receta al pie de la letra. Hoy me arriesgué con este porque sí, soy una persona con un serio problema de adicción a kuchenes y pies y todo lo que mezcle frutas y masas, y al ver éste fue inevitable querer hacerlo (y comerlo). El asunto es que wow! maravilloso!. El proceso de hacer la masa es demasiado divertido, lo pasé muy bien, y viendo el resultado??? no sé si exista algo mejor.
    Gracias por presentarme a mi nuevo amor, te estaré eternamente agradecida. Y sigue subiendo recetas! (si son de pais, mucho mejor)

    ResponderEliminar
  3. Hice este pie porque tenía muchas frambuesas que estaban prontas a morir. La masa tuve que meterla al refri mientras la doblaba (hoy hacen 36° en santiago y la masa debia estar bien fría) pero quedo bueniiiisima. El relleno lo cambie un poco ya que usé menos duraznos y agregué frutillas (habian en la casa y porqué no jaja) y una cucharadita de jengibre rallado.
    Quedo maravilloso, es mi primer pie y lo amo.

    ResponderEliminar

Hay alguien al otro lado de la pantalla?!