domingo, 29 de julio de 2012

Los REAL Cupcakes de Frutilla

En el último par de años ha existido un florecimiento de cupcakes en Chile. Cupcakes everywhere.
Sin embargo, me parece que no han podido ser capturados en su esplendor. Más bien, ha sido reproducida su forma, pero su contenido ha sido pasado por alto. Y es que si bien gran parte de su gracia es que son individuales y visualmente adorables, lo mejor de ellos es la perfecta armonía de su composición: un bizcocho aireado y rico cubierto en glaseado cremoso y dulce, que asegura sellar la humedad del bizcocho.
Y claro, venden esos sucedáneos de cupcakes, que son mezcla de queque preparado en moldes de cupcakes y cubiertos con chocolate derretido. Por mucho que puedan parecerse a un cupcake, no lo son ni lo serán.


Aaahh... el gran dilema de la forma y el fondo increíblemente tiene aplicación en el mundo de los cupcakes.

lunes, 16 de julio de 2012

Las Galletas del Millón de Dólares

Éstas son.
Las mejores.
Las insuperables.
Garantes de alegría y de felicidad.
Curadoras de depresiones. Y de cualquier tipo de afecciones.
Con casi 400 grs. de mantequilla y la no despreciable suma de medio kilo de chocolate, éstas son.
Y sé que eso suena terrorífico. Pero hay que abandonar ese tipo de temores para disfrutar la vida como corresponde.

Éstas son.



jueves, 12 de julio de 2012

Gracias, gracias, no se molesten

Así es, estimadísimos lectores, soy famosa.
Yo y las celebridades, a un mismo nivel.
Esto es farándula. Sean bienvenidos.

Jajaja. No.
Pero igual sí.
Salí publicada en la Revista Ya, el Martes pasado. Y no sé, igual bacán. O sea, un poco de vergüenza. Pero bacán. Bacán estar entre los blogs tan geniales que pusieron (felicitaciones a todas uds, Antonia, Anamaría y Francisca, Paulina y Bárbara!). Lo mío es sólo un es escapatoria del infierno que significa estudiar Derecho. Y recetas amateur hechas en períodos hiperglicémicos. O pre menstruales. Sobre todo pre menstruales.

Aunque debería estar estudiando fraude a la ley, decidí escribir este post conmovida por algunos comentarios en posts anteriores de gente felicitándome o visitando el blog por primera vez y diciéndome que les gustó.
Aaah. Qué dulzuras que son, mundo. ¡Qué bombones!

Respecto a la entrevista, fue muy loco todo. Demasiada atención sobre mí. Y sobre el blog...
Me escribió una periodista muuuy simpaticona y joven y alocada llamada Emilia y me contó de la idea. Nos juntamos y entre cigarros y cortados, extrajo de mí mucha información. Jajaj.
Luego, vino una fotógrafa a mi hogar dulce hogar y me sacó fotos "haciendo como si cocinaba". A ella, a la fotógrafa, debo admitir que la odio un poco. La odio un poco porque le pregunté si tenía algún poder de decisión acerca de mis fotos y me lo negó absolutamente. Y la odio un poco más porque la foto dónde aparece la receta de los cupcakes tiene luz... amarilla!!!!!!!!!!!! Y yo aborrezco la luz amarilla. La foto de las galletas, la saqué yo :) .



Las recetas que pusieron fueron escogidas por mí tras una larga debacle existencial. Quería poner recetas que reflejaran mi cocina - dulce, absolutamente hedonista, visual y hasta un dejo pop - y que tuvieran distintos elementos, formas y texturas. Finalmente escogí:

Cupcakes de Frutilla

Porque son de frutillas, a las que amo. Porque los cupcakes son trending topic en todas partes hoy por hoy. Porque son rosados, pero rosados sólo a base de frutillas, sin colorantes. Porque son esponjosos, dulces, cremosos y maravillosos.


Galletas con Chips de Chocolate

Porque hacen falta buenas recetas de galletas con chispas de chocolate. Éstas son las mejores, del mundo. Y sé que no puedo decir eso, pero lo digo igual, porque creo firmemente que es cierto. Son crocantes por fuera, pero blandas por dentro, con muuuuuuuucho chocolate que se derrite al calor del horno y da paso a una mescolanza divina.


Rollos de Canela


Porque me encantan las masas con levadura. Saben inevitablemente a amor de hogar. Y porque esta masa con levadura es fenomenal. Son tan pero tan ricos, son contundentes y su preparación implica que toda la casa huela a lo que debe oler el Cielo.

Planeo poner las recetas, con más fotos -sacadas por mí esta vez :) - en los próximos días.

Por mientras, les dejo el link de la revista ACÁ.

Y post data: Magdalena es sólo un pseudónimo... jajaj.

lunes, 9 de julio de 2012

Para días helados, biscuits tibios.

Bien. He aquí otra receta yanqui que mi pobre léxico no logra traducir al español: biscuits.
Son algo así como pancitos. Pero no lo son.
Son algo así como scones. Pero no lo son.
Son algo así como hojaldres. Pero no lo son.
Aaahh... afortunadamente en estos tiempos posmodernos relativizar es la onda, así que no debería haber problema. Estos biscuits son lo que a ud, estimado lector, le parezcan. Su realidad, esa es su verdad.


Pero, a veeeeer... son una suerte de primos de los scones, pero hechos con mucha más materia grasa, resultante en una masa rica, contundente y hojaldrada; crocante por afuera y celestial por dentro. Toda la idea es comerlos tibios, abiertos, untados con mantequilla y mermelada en abundancia. Y son muy buenos. Terriblemente buenos.

lunes, 2 de julio de 2012

Idea Brillante: Buttermilk

Lo he puesto en entradas anteriores como nota al pie de página, pero decidí que se merecía un post exclusivo.

Buttermilk.


Un mundo desconocido para la cocina chilena promedio. En realidad, no tiene importancia para la cocina chilena promedio. La cocina chilena promedio no usará buttermilk en ninguna de sus recetas (lo digo yo con aires sociológicos). No. Usará buttermilk la cocina dulce amateur que tiene como fuente de inspiración recetas gringas. Cocinas como la mía.

Pero bueno, vamos saldando puntos.